“El vestido”, cortometraje de Evelyne Pégot-Ogier

Evelyne Pégot-Ogier es una joven realizadora peruana, egresada de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Lima. Luego de terminar sus estudios en el Perú, viajó a París, ahí estudió teatro y trabajó como asistenta de dirección en películas para la televisión francesa.

Actualmente Evelyne estudia cine en la Universidad de la Sorbona. El cortometraje El vestido es su primer trabajo profesional, se realizó en Lima en agosto del 2007, en locaciones de Lurín, Pachacamac, Centro de Lima y Comas.

Luego de ver el corto, pueden leer una entrevista con la directora.

El vestido (2007) – duración: 17 minutos
Directora y productora: Evelyne Pégot-Ogier
Directora de producción: Fiorella Casanova
Edición: Circe Lora y Sergio Barrio
Director de fotografía: Rubén Carpio
Directo de sonido: Omar Pareja
Directora de arte: Brisa García
Actores: Juan Vilca (Yuyachkani) y Fiorella Cabanillas.

el vestido

¿De dónde nace “El vestido”? ¿Qué inquietud te lleva a contar esta historia?
Yo quería hacer un corto sobre un niño de la calle, y como es un mundo que no conozco y quería evitar estereotipos, traté de investigar al máximo sobre el tema. Y caí en una charla de una antropóloga canadiense sobre la circulación infantil en el Perú, y el tema me pareció tan interesante que decidí cambiar de historia.

¿En qué consistió el trabajo de investigación que realizaste previo a la realización del corto?
Traté de juntarme con antropólogos, sociólogos y trabajadores sociales, gente que trabajaba con niños, que conocía ese mundo mejor que yo. Leí un par de libros también, pero era básicamente conversar con la gente, que me cuenten anécdotas y experiencias. Una vez que el tema de la circulación infantil se impuso, sólo me junté con la antropóloga de la charla, Jessica Leinaweaver, para que me explique mejor el tema.

Se nota un cuidado especial en la fotografía. ¿Cómo trabajaste esto con Rubén Carpio, el director de foto?
Trabajar con Rubén fue fácil porque además de ser super buena onda, es muy intuitivo, y entiende las cosas sin necesidad de mucha explicación. Yo no lo conocía, pero desde la primera reunión sentí que estábamos en la misma “onda estética”, o sea que no hubo que trabajar mucho, porque él ya sabía a grosso modo lo que yo quería.

Escogí cubrir las escenas en uno o dos planos máximo, y sin cortes. Quería trabajar con luz natural, cámara fija y con especial cuidado en la composición de los encuadres. Hicimos un plan visual de referencia, pero una vez que empezamos a filmar lo cambiamos un poco, sobre todo en la parte del centro de Lima, porque no contábamos con la gente que se paraba a mirar a la cámara. Rubén logró unos encuadres hermosos, me parece que es muy talentoso.

Sobre el proceso de casting, ¿te costó encontrar a Fiorella Cabanillas, la niña? ¿Cómo llegaste a ella? ¿Y cómo fue el trabajo con los actores en general?
A Fiorella la encontramos el último día de casting. Yo estaba un poco preocupada porque las niñas que habíamos visto, o eran muy desenvueltas pero físicamente muy desarrolladas, o correspondían físicamente pero eran muy tímidas. Y llegó Fiorella, que nunca en su vida había actuado pero era justo lo que buscábamos, y desde que entró supimos que ella era.

La conocimos gracias a su abuela, que hizo el casting para el rol de la comadre, y cuando se enteró que buscamos una niña de 7 años, le pasó la voz. Fiorella es muy desenvuelta y llena de energía, y trabajar con ella fue fácil.

Juan Vilca sí es un actor profesional, trabaja con Yuyachkani.

Yo escribí un guión en el que había un mínimo de diálogos, porque a mí lo que me interesa en el trabajo del actor es el cuerpo, la cara, más que los textos. Así que mi trabajo con los actores consistió en establecer un cercanía entre Fiorella y Juan, una relación padre e hija, que entiendan bien la historia y lo que pasaba por la cabeza de los personajes y cuál era el tono emocional de las escenas. Una vez que eso estuvo claro, las indicaciones fueron muy básicas, les marcaba más bien el movimiento en el espacio y no la intención, porque yo sentía que el personaje ya los habitaba de alguna manera, así que podían improvisar, o dejarse llevar tranquilamente.

el vestido

¿Cuánto tiempo te tomó hacer el corto, desde la escritura de guión, filmación, y edición? ¿Fue hecho todo en Lima?
En total fueron 4 meses en Lima y una semanita en París. Llegué a Lima con la idea de hacer un corto, pero ni siquiera tenía el guión, sólo un par de ideas vagas sobre las historias que quería contar. Investigué, escribí el guión, producimos, filmamos y editamos en 4 meses, justo a tiempo para regresar a París y empezar clases de nuevo (estudio cine en La Sorbona). Cuando regresé, sólo faltaba trabajar la banda sonora y para eso vino a mi casa Omar Pareja, que estaba en Roma haciendo un curso de sonido directo, y lo trabajó todo acá en menos de una semana.

¿Es tu primer trabajo? ¿Qué experiencias previas has tenido?
Es mi primer trabajo como directora fuera de la universidad. Las cosas que hice mientras estaba en la Universidad de Lima, cuando estudiaba Comunicaciones, no las he vuelto a ver, ni enseñado a nadie, ni guardado de recuerdo. En Francia trabajo como asistenta de dirección y producción desde hace un tiempo, y antes de eso estuve estudiando teatro unos años, pero no fue hasta el 2007 que me sentí lista para lanzarme a la dirección, y viajé a Lima para hacer este corto. Pero además, yo siento que las experiencias más importantes las tuve viendo trabajar a mi papá, que era director de comerciales y me llevaba a sus reuniones, filmaciones y ediciones desde chica, antes de conocer todo el aspecto técnico. Nada más viéndolo trabajar aprendí muchísimo sobre lo que es contar una historia con imágenes y “dirigir”, pero de una manera más empírica e instintiva que técnica, lo cual vino después, en la universidad, cuando yo ya tenía una base sólida adentro.

¿Tuviste algún referente al momento de crear esta historia?
Mis películas de referencia eran Nobody Knows de Koreeda Hirokazu y El globo blanco de Jafar Panahi. Aunque no creo que el corto tenga mucho que ver con esas películas, después de todo.

¿Crees que el tema que tocaste puede ser determinante para que te elijan en algunos festivales, en particular, los europeos?
Francamente, no lo sé.

¿Cómo financiaste la realización de “El vestido”?
La mayor parte del dinero lo puse yo. También hicimos una fiesta pro-fondos, con lo que sacamos un poco más, y obviamente, la gente que trabajó en este proyecto, o cobró algo simbólico, o no cobró nada, o sea que sin esa gran ayuda no hubiera podido hacer el corto.

Luego de haber participado en SFC de Cannes, ¿piensas presentar tu corto a otros festivales, cuáles tienes en la mira?
Supongo que lo mandaré al Festival de Clermont Ferrand. Uno de mis profesores del semestre pasado es programador del Festival de Cannes, y cuando le conté que había mandado mi corto al SFC, me dijo que más valía la pena mandarlo a Clermont, donde hay una versión más pequeña y seria del SFC. Aparte de ese festival, no tengo ninguno en la mira.

¿Qué viene ahora, tienes alguna idea para un segundo cortometraje?
Estoy trabajando en un guión de largometraje, pero entre las clases y el trabajo no me queda mucho tiempo para dedicarme a eso, o sea que avanzo lentamente.

Artículo anterior
Paul Bettany y Jennifer Connelly protagonizarán biopic sobre Charles Darwin
Artículo siguiente
Venecia 2008: Mexicano se lleva el León de Oro de la Sección “Corto Cortissimo”

4 comentarios

  1. […] El vestido (2008), Evelyne Pégot-Ogier. Una niña descubre algunos rincones de la ciudad, en su travesía de Pachacamác a Comas con su vestido nuevo, con un breve y reponedor descanso en el Centro Histórico. […]

  2. […] referimos a Evelyne Pegot quien presentará El vestido; Diego Vega Vidal participa con Interior bajo izquierda y Francisco Tuesta con Heartless, trabajo […]

  3. […] Vean un trabajo previo de Evelyne Pégot, el cortometraje El vestido, que participó en el Short Film Corner de Cannes […]

  4. […] Pegot-Ogier produjo y dirigió en el 2007 el cortometraje El vestido, que ganó el premio del público en el festival japonés Con […]

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

“El vestido”, cortometraje de Evelyne Pégot-Ogier