Permiso para matar | Los amos de Brooklyn (2009)

Brooklyns finest
Richard Gere y Ethan Hawke son dos Brooklyn's Finest

Balas de barrio

La cartelera española está discutida entre dos productos bien distintos, El árbol de la vida, el Malick ganador del pasado Cannes, y un thriller oscuro y áspero, a mi modo de ver cine, de gran interés, Los amos de Brooklyn, del cineasta de Pennsylvania Antoine Fuqua, autor de la estupenda Training Day (2001), y de la más mediana El rey Arturo (2004).

Dos sensaciones diferentes, dos tipos de público, probablemente, diferentes. Este Fuqua parece hacer homenaje a los thrillers policíacos del maestro Sidney Lumet, especialmente a aquellos Príncipes de la ciudad, que ponían sobre el mostrador las contradicciones, malestares, ambigüedades y dificultades extremas del policía a pie de calle, el que traga toda la porquería, entendiendo, en cierto modo, su elección hacia la corrupción.

Tenemos noticias del stress al que está sometido el cuerpo policial de las grandes ciudades norteamericanas, especialmente debido al incremento, desde los años 1970, de bandas armadas, el mercado de la droga, etc, que se concentran en los barrios repletos de edificios de protección. Brooklyn es uno de ellos. Policías que soportan un stress acumulativo, que afecta a su vida personal y laboral, haciendo que se tornen más vulnerables ante los incidentes traumáticos y las presiones familiares. La tasa de divorcios es alta, como vemos en casi todas las historias, ficción espejo de la realidad.

Fuqua ha expuesto la situación personal de tres policías diferentes en Los amos de Brooklyn, situaciones que acabaran confluyendo en un punto final inevitable. Con una coherencia narrativa inusual en una historia coral, vamos oscilando entre las problemáticas de Sal (Ethan Hawke), un policía católico, lleno de hijos y deudas, acuciado por la falta de dinero, lo que le lleva a disparar a la cabeza a confidentes; Dugan (Richard Gere), un viejo agente al que le quedan siete días para jubilarse, quien dejó hace tiempo de preocuparse por cumplir con su deber, entrando en un proceso autodestructivo y de indiferencia general; y el tercero, Tango (Don Cheadle), un policía afroamericano trabajando encubierto en una banda de traficantes, quien comienza a mostrar los síntomas propios de los infiltrados, la dicotomía entre ser leal a sus superiores o a sus amistades íntimas en la banda, a lo Donnie Brasco (1997).

Tres perfiles, tres historias en las que no falta acción, un buen ritmo, bien ensambladas, sin aburrir al espectador en ningún momento y mostrando, con rugosidad y aspereza, una crítica de la sociedad post 11-S; mirando, no obstante, las influencias del cine setentero, (especialmente Lumet, Richard Fleischer, Robert Aldrich, William Friedkin, o Harold Becker), o la de series esplendorosas como “The Wire”, cuya influencia es notoria, allí en el escenario de Baltimore, aquí en Brooklyn. De hecho uno de los personajes es el actor Michael K. Williams, el famoso Omar Little de la serie.

“Los amos de Brooklyn” es otra de policías de Nueva York, pero con un pulso personal, el que corresponde a cada cineasta, en este caso Antoine Fuqua: quizá sea su atmosfera tan noir, su áspera iluminación, su valentía al no dar concesiones al happy end, o su estupenda dirección de actores, repleta de grandes secundarios y estrellas que dan el do de pecho: Gere aprovechando que es capaz, por fin, de actuar; Hawke, extraordinario, así como Cheadle, increíblemente audaz, ambiguo y joven en su papel.

Al igual que las construcciones sociales de Baltimore, en “The Wire”, aquí las de Brooklyn juegan un papel destacado, tanto como los actores. La exposición del resultado de la creación de vivienda pública norteamericana, el guetto, donde la delincuencia tiene unas raíces que superan cualquier acción policial. Es decir, Fuqua muestra, con contadas pinceladas, la frustración de unos policías que saben que nada pueden hacer ante tanto. Pero no hay expiación sin catarsis, y esta se produce al final, más real de lo que a priori se podría esperar.

Brooklyns FinestBrooklyn’s Finest. Dir. Antoine Fuqua | 132 min. | EE.UU.

Intérpretes: Richard Gere (Eddie Dugan), Don Cheadle (Clarence “Tango” Butler), Ethan Hawke (detective Sal), Wesley Snipes (Caz), Ellen Barkin (agente Smith), Will Patton (teniente Bill Hobarts), Lili Taylor (Angela), Brian F. O’Byrne (detective Ronny), Shannon Kane (Chantel).
Guion: Michael C. Martin y Brad Caleb Kane.

Estreno en Perú: 4 de noviembre de 2010.
Estreno en España: 16 de setiembre de 2011.

Mi chacra
Artículo anterior
"Mi chacra", documental estadounidense filmado en Cusco y Machu Picchu
X Muestra Documental DocuPeru
Artículo siguiente
10a Muestra Documental Peruano - DocuPerú

Comenta

Deja un comentario

Back
COMPARTIR

Permiso para matar | Los amos de Brooklyn (2009)