Balance 2011 del cine en el Perú

Presentamos una síntesis del panorama cinematográfico en el Perú durante el 2011 que está por acabar. Enumeramos las once películas más destacadas de lo que vimos en la cartelera comercial, entre mitos parisinos y angustias made in Iraq, y hacemos un balance de lo que ocurre en la cinematografía nacional.

Y se hizo la luz en 'Midnight in Paris'

Mejores estrenos comerciales

  1. Medianoche en París (Midnight in Paris, 2011), de Woody Allen. El veterano autor volvió a lo grande en la Ciudad Luz, entre Hemingway y Toulouse–Lautrec.
  2. El escritor oculto (The Ghost Writer, 2010), de Roman Polanski. Otra vieja gloria que entrega una obra de plena madurez, sobre las sombras del poder que rodean a la escritura por encargo.
  3. En un rincón del corazón (Somewhere, 2010), de Sofia Coppola. El tedio de ser una estrella de cine.
  4. Temple de acero (True Grit, 2010), de Ethan y Joel Coen. El añejo paisaje en manos siempre frescas.
  5. El discurso del rey (The King’s Speech, 2010), de Tom Hooper. A Colin Firth hasta la garganta le suena, como la puerta crujiente de una mente bloqueada.
  6. Viene por ti (Coming Soon, 2008), de Sopon Sukdapisit. Cuando la cinefilia corre riesgos sobrenaturales… y da gusto verlo.
  7. Lazos de sangre (Winter’s Bone, 2010), de Debra Granik. Filme independiente USA que se adentra no sólo en los parajes boscosos y agrestes de Missouri, sino también del entorno viciado de rencores y leyendas que alcanzan a una adolescente de 17 años, sin padre, sin inocencia, casi sin hogar ni qué perder.
  8. El mensajero (The Messenger, 2009), de Oren Moverman. La visibilidad en territorio norteamericano de la presencia en Irak. Uno por uno, puerta por puerta.
  9. Al otro lado del corazón (Rabbit Hole, 2010), de John Cameron Mitchell. Suburbio apacible, accidente absurdo, matrimonio en crisis. Una historia de luto y desasosiego alejada de la estridencia.
  10. Un cuento chino (2011), de Sebastián Borensztein. Ricardo Darín e Ignacio Huang en un excelente timing, dándole credibilidad a una fábula imposible que el director sabe dotar de emoción.
  11. Enterrado (Buried, 2010), de Rodrigo Cortés. El “costo colateral” de las guerras preventivas y los empleos esclavizantes a miles de kilómetros de Washington.

Cine peruano

Las malas intenciones - José Olaya y Cayetana
¡Sálvame de las majors, Olaya! - Las malas intenciones.

La mejor película: Las malas intenciones, de Rosario García–Montero. Examina un contexto de destrucción y desintegración de lo colectivo desde la mirada de una niña que es sensible pero también presa de sus miedos y de las taras de su entorno más cercano. La frialdad materna, el vínculo paternal ambiguo, la llegada imprevista de un bebe, el clima de violencia y caos que se percibe en las calles e incluso en las casas en los intempestivos apagones, forman parte de las preocupaciones de Cayetana De Los Heros, en cuyo imaginario los próceres de la patria entran y salen de escena al compás de sus recelos de lo que está dejando de ser, hija única, y de lo que está volviéndose, una hermana mayor en jaque.

La producción sigue incrementándose, con un volumen que ha alcanzado no menos de treinta y cinco largometrajes realizados en todo el país, muchas veces en estrenos locales que por lo general pasan desapercibidos para los medios masivos y la propia comunidad cinematográfica. En ese circuito alternativo, las obras más destacables fueron Cada viernes sangre, de Fernando Montenegro, y los documentales La Cantuta en la boca del diablo, de Amanda Gonzales, y Desde el sonido, de Rosa María Oliart.

Por otro lado, dos largometrajes regionales, El último guerrero chanka, de Víctor Zarabia, y Reshinn, sangre de anaconda, de Rogger Asto, se exhibieron en cines comerciales en formato digital DCP, y la cinta peruana que congregó más público, 95 mil espectadores, fue El guachimán, de Gastón Vizcarra, lanzada en celuloide y también en DCP. Además, los premios internacionales siguen llegando.

Y en la montaña rusa institucional de los últimos años, hubo dos puntos extremos. En el primer semestre, en las postrimerías del gobierno anterior, la disolución del otrora Consejo Nacional de Cinematografía (Conacine) fue un momento crítico. Afortunadamente, no ha impedido que se realicen los concursos previstos para los últimos meses de este año, ni que se anuncie la convocatoria de los que tendrán lugar el próximo, ni que se aumente significativamente los fondos obtenidos en Ibermedia.

Por el contrario, la reciente creación en el Ministerio de Cultura de un Grupo de Trabajo que elabore un nuevo proyecto de ley, con el aporte de todos los gremios del cine nacional, tiene expectante a la comunidad cinematográfica. En el 2012, esta historia continuará…

Artículo anterior
El cine del 2011: un balance crítico
Melancholia - Alexander Skarsgard Kirsten-Dunst
Artículo siguiente
Dos listas con el mejor cine que vimos el 2011

10 comentarios

  1. 31 de Diciembre de 2011 at 15:45 — Responder

    Me parece que el premio obtenido por Raúl del Busto en el concurso de posproducción de CONACINE es de lo más destacable del 2011 junto a lo que mencionas. Es la primera vez que un jurado apuesta por una película con una propuesta tan jugada en el aspecto formal y estético.

    • 31 de Diciembre de 2011 at 15:55 — Responder

      Efectivamente, Juan Daniel, ha sido un logro muy importante, y demuestra que los realizadores como él son competitivos y pueden ganar cualquier concurso plural, sin necesidad de crear la categoría “independiente”.

      • 31 de Diciembre de 2011 at 20:42 — Responder

        El término “independiente” se desvirtuó hace rato y, hoy por hoy, es la palabra más posera que existe en nuestro medio… afortunadamente, la gente que en verdad tiene talento como Raúl siempre ha entendido que lo importante es el cine en sí mismo y no las etiquetas que los limitados de mente insisten en colocar… esto es algo que muchos necesitan entender para que empujemos el carro en la misma dirección. Todos queremos un 2012 (y el resto de años que nos queden) lleno(s) de buenas películas peruanas.

      • 1 de Enero de 2012 at 21:55 — Responder

        Aja, Gabriel. Pero de todas maneras el MinCul va a crear ese concurso para “cine indie, experimental, etc”, no?
        Me imagino que más de uno ya está contando con ese concurso para su presupuesto de este nuevo año.

        • 2 de Enero de 2012 at 4:28 — Responder

          No veo lo malo a crear nuevas categorías (si ya se también se hace con los regionales), si es que la idea es permitir que nuevos tipos de cine surjan o si quiera apoyar al surgimiento de estos. El mismo fondo Hubert Bals tiene una sección para Producción Digital para proyectos hechos en este soporte y con ppt maximo de 100mil dólares. Aunque claro, el término “cine independiente” siempre va a ser muy vago. El que se ha estado haciendo por un grupo de personas en Lima y provincias será más un cine “sin presupuestos”, que más allá de determinar una realidad ecónomica y la supremacía del autor, subraya una carencia de cronogramas establecidos, como también la presencia de un guión voluble al beneficio del proyecto y la realidad actual. Cosa que con un proyecto independiente o no, pero con más compromisos profesionales, sería muy díficil de realizar al menos que este produciendo una película de Wong Kar-Wai o Werner Herzog, que son cineastas que se basan mucho en el proceso de rodaje.

          En fin, si el Ministerio de Cultura quiere abrir un concurso que premie iniciativas arriesgadas respecto al lenguaje cinematográfico. no le veo el problema. Claro que llamarlo “cine independiente” o “cine digital” estaría fuera de lugar. Pero si hay proyectos que necesitan menos de 150,000 dólares para realizarse, ¿porqué forzarlos a inflar sus costos para aplicar? Tal vez otra opción sería no hacer que los premios sean de una cifra determinada ni de una cantidad establecida de ganadores (así se manejan la mayoría de fondos como Torino Lab, Hubert Bals, etc.). Sino teniendo un mínimo y un máximo de presupuesto pedido, decidir cuánto se le dará a cada proyecto y cuántos proyectos ganarían.

          feliz año nuevo
          jd

      • Manuel Siles
        2 de Enero de 2012 at 18:52 — Responder

        Querido Gabriel, ¿esta opinión es estrictamente personal o es la oficial de la APRECI, o, peor aún, la del grupo de trabajo que prepara la ley? Tal vez sea el momento de ir adelantando los avances del grupo de trabajo, para que la comunidad cinematografica opine al respecto. De mi parte pienso que decir que el triunfo de Raúl es la prueba de que no se necesitan concursos especializados (al margen de los bizantinos debates sobre las etiquetas) es un terrible retroceso y que nos enteremos de éso cuando el proyecto esté listo un inaceptable secretismo. Sería interesante conocer qué opina Christian Wienner, si consideramos que en el lanzamiento por todo lo alto de su programa para el cine en el mes de agosto se refirió explícitamente a concursos especializados para independientes (entre otras cosas), y yo le pregunté con toda claridad si eso era parte de una política de estado o dependía de presupuestos u otra variable. Recordarás que contestó que obedecía a una política de estado. Al parecer eso habría cambiado ¿no? Un abrazo y que tengas un feliz año. Manuel.

        • 2 de Enero de 2012 at 18:57 — Responder

          Manuel, obviamente es una opinión personal, si es un comentario mío.

          Y la opinión está en el marco de los concursos previstos para el 2012, nada tiene que ver con la elaboración del proyecto de ley.

  2. Will
    1 de Enero de 2012 at 11:17 — Responder

    Me resulta complicado elegir las mejores películas estrenadas este año porque la pobreza de la oferta comercial me ha exorcisado de los cines hace rato, pero me pareece que películas como El Planeta de los Simios (R) Evolución, Superocho y Las Malas Intenciones podrian tambien incluirse entre lo mejor estrenado este año, junto a las 11 destacadas. Me alegra que se discuta un proyecto de ley de cine pero espero que no solo sirva para apoyar a la cinematografía nacional sino también para que de una vez se tome conciencia de que el cine no es solo entretenimiento sino también arte y que se haga algo para mejorar nuestra cartelera, tanto en calidad como en cantidad ya que la oferta de películas estrenadas es patética en ambos sentidos, al punto que ya ni nomidas al Oscar como Mejor Película llegan a cartelera, como sucedió con The Kids Are Right o A Serious Man. No es que no quiera que se vea Los Pitufos y similares, pero sería bueno que tengamos una cartelera más variada y no el mismo pastel en los 10 cines del mismo complejo. Ojalá que la ley de cine haga algo en este aspecto. Feliz año 2012 amigos de Cinencuentro

  3. cesar pereyra
    1 de Enero de 2012 at 19:05 — Responder

    Pienso que no solo se deberia incluir los largometrajes que tuvieron estreno comercial o del circuito alternativo sino tambien los cortometrajes que aunque ya no tienen espacio en una cartelera masiva de cine si los podemos ver en otros lugares. De los que he podido ver este año me han sorprendido el profesionalismo de :

    1.- Cuidados intensivos, de Brian Jacobs,
    2.- El àrbol, de Rodrigo Moreno del Valle.
    3.- En uno mismo, de Claudio Figari.
    4.- La calma, (documental) de Fernando Vilchez Rodrìguez.
    5.- Pornostar, de Yashim Bahamonde, y Nelson Mendoza.
    6.- Rumeits, de Gonzalo Ladines.
    7.- Secretos para cocinar una relaciòn saludable, de Daniel Martìn Rodrìguez.
    8.- Astrid y Leonor, de Bruno Alvarado.
    9.- De noche, de Joanna Lombardi.
    10.- El primer hallazgo, de Julio Cèsar Parra.
    11.- Funciòn macabra, de Diego V izcarra, (animaciòn).
    12.- Regreso , de Jano Burmester.
    13.-Vine cargando mi arpa, de Carlos Sànchez y Sofìa Velàsquez. .

    Se que han sido exhibidos mas cortos, pero no pude apreciarlos , pero de los que menciono estos me parecen los màs destacables.

  4. 8 de Febrero de 2012 at 12:24 — Responder

    […] la página web Cinencuentrohacen también el esfuerzo de hacerun balance lo que se exhibió en las salas de cine peruanas durante el 2011.  Se menciona como estreno destacable que fue […]

Deja un comentario

Back
COMPARTIR

Balance 2011 del cine en el Perú