“El violinista del diablo” de Bernard Rose, reencarnando a Paganini

Uno de los pocos estrenos en el Perú ajenos a Hollywood es El violinista del diablo, producción ítalo–alemana rodada en inglés por el versátil Bernard Rose.

David Garrett y Andrea Deck en 'El violinista del diablo'.

Este realizador británico, que ha transitado distintos géneros en cerca de 30 años de oficio, ya había hecho en 1994 un biopic musical, Amor inmortal, sobre Ludwig van Beethoven (Gary Oldman). El alemán David Garrett, auténtico violinista, codirector de la música de la cinta, coproductor y neófito actor, encarna a un colega que conoce muy bien, pues le dedicó un disco en 1997: el legendario Niccolò Paganini, uno de los más grandes músicos de la historia.

El violinista del diablo, biopic de estructura clásica y resultados discretos, busca resumir una larga trayectoria en dos horas, desde la etapa de anónima juventud hasta el ocaso vital, pasando por complejas vivencias y el crecimiento y apogeo profesional.

Rose, también guionista, reúne al joven Paganini con Urbani (Jared Harris), un personaje que, sin tener dotes sobrenaturales, luce mefistofélico, una especie de productor/mentor que lo lleva al éxito, manejando su carrera y pretendiendo manipular sus relaciones sentimentales. Esa influencia maliciosa no llega a funcionar suficientemente como móvil dramático y se pierde en lo ilustrativo.

Las mejores secuencias son, por supuesto, musicales, en las que el autor disfruta de la performance orquestal y Garrett transmite destreza con el instrumento. Y la conexión con la bisoña cantante Charlotte (Andrea Deck) también ofrece buenos pasajes de canto y emociones encontradas.

Ojo: en pequeños papeles figuran Helmut Berger, un actor representativo del cine de Luchino Visconti, y Olivia d’Abo, la hermana de Kevin Arnold en la serie Los años maravillosos.

(Nota: Esta es una versión ligeramente modificada del texto publicado en la edición del 26 de octubre del Diario El Peruano.)

Festival de Roma - Hector Galvez Paul Vega NN Press Conference (Getty Images)
Artículo anterior
Festival de Roma 2014: Primeras críticas a "NN", de Héctor Gálvez
5 de Eduardo Quispe
Artículo siguiente
Festival Transcinema 2014: "5”, de Eduardo Quispe. Antes del atardecer limeño

Comenta

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

“El violinista del diablo” de Bernard Rose, reencarnando a Paganini