Mónica Lairana

De lo que estoy segura es que no intento cambiar el cine, sino la vida. La realidad de esos hechos que detesto. Es el deseo más profundo e incrédulo quizás que tengo, pero es lo que siento. Yo me formé como actriz en una vieja escuela de actuación donde no se concebía el teatro desprendido de su función social. Ese teatro se diversificó y está buenísimo. Pero a mí me gusta conservar ese espíritu con mis proyectos de cine.

Este diálogo fue realizado con ocasión de la presentación del cortometraje Rosa de la argentina Mónica Lairana en la Universidad de Bretagne Sud, Lorient, Francia, con ocasión de un coloquio internacional intitulado «Culture populaire et cultura savante. Les représentations des relation amoureuses et des sexualités dans les Amériques» (8-9 de abril 2011). La entrevista fue llevada a cabo por Irma Vélez, profesora en el IUFM de Paris Sorbonne, quien presentó un estudio sobre los nuevos escenarios fílmicos del placer en el cine argentino contemporáneo.

Back