Una vida agridulce (2005)

Una vida agridulceDalkomhan insaeng
Dir. Ji-woon Kim | 120 min. | Corea del Sur

Intérpretes:
Byung-hun Lee (Sun-woo)
Yeong-cheol Kim (Mr. Kang)
Jeong-min Hwang (Presidente Baek)
Min-a Shin (Hee-soo)
Roe-ha Kim (Mun-suk)

Kang, el líder de una banda de gangsters le asigna a Sun-woo, su mano derecha, la tarea de vigilar a su novia Hee-soo, una chelista profesional, y averiguar quién es el otro hombre con quien él sospecha Hee-soo lo está engañando. La historia se complica una vez que Sun-woo decide desobedecer las órdenes de su jefe. Luego de recibir un cruento castigo, Sun-woo se convierte en un ángel vengador vestido de negro.

Una vida agridulce

Ji-woon Kim es un director coreano bastante conocido en occidente por su sofisticada cinta de terror A Tale of Two Sisters (2003), luego de su éxito tanto artístico como comercial -además de ser influencia de Takashi Miike quien versionó su pelicula The Quiet Family (1998) en The Happiness of the Katakuris (2001)-, decidió no encasillarse en películas de terror y optó probar por un drama gangsteril. El negocio no sólo le salió redondo, sino que construye con singular maestría uno de las mejores películas del 2005 y porque no una futura pelicula de culto, para el amante regular de este fascinante cine asiático.

La historia nos lleva a un gangster coreano llamado Sun-woo, interpretado magníficamente por Lee Byung-hun (mejor actor en los últimos premios cinematograficos de Corea del Sur, por esta cinta), que viste Armani y gusta de los lujos, come en buenos restaurantes y gerencia un hotel propiedad de su jefe. Siendo su mano derecha tiene toda su confianza por la eficiencia de sus acciones cuando se le encarga algo, evidentemente fuera de la ley. Sin enbargo, toda su coraza de tipo duro y falto de sentimientos se quiebra, al mejor estilo de Vértigo de Hitchcock, cuando su jefe le confiesa que está enamorado de una joven, de quien duda le sea fiel por lo que le ordena que la siga y de encontrar rastros de la infidelidad, la matará a ella y a su amante. Por circunstancias que no voy a contar para no quitarles las ganas de ver la pelicula, Sun-woo decide darles una oportunidad a los amantes y no le cuenta a su jefe lo sucedido, por lo que este en reprimenda decide aleccionarlo de forma brutal y desgarradora, castigo del cual logra sobrevivir decidiendo planear su venganza.

Una vida agridulceUna de las mejores películas del último Festival de Cannes pasado, filmada con una elegancia plasmada en sus imágenes, uniendo poesía con violencia, nos muestra el via crucis de un hombre hacia su propio ocaso, pero afrontado estoicamente por amor y por orgullo, hacen que esta película se convierta en un impagable homenaje al cine noir, tanto hongkonés de los años 90, americano o al francés de los 70, pero con una personalidad propia que resulta una experiencia cinematografica excepcional.

Una cinta de acción y drama, elegante y sobria, con una violencia estilizada artísticamente, una fotografía excelentemente cuidada y una banda sonora fabulosa, es el mejor ejemplo para dar las razones por las cuales posiblemente hoy en Corea del Sur se hace el mejor cine del mundo. Una
absoluta joya de película que no se deben de perder.

Alex Guerrero

Artículo anterior
Actualizamos el Soundtrack
Artículo siguiente
Críticas de la semana

Comenta

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

Una vida agridulce (2005)