Ayer fue Lindsay y hoy es Ludivine Sagnier. La actriz francesa, ahora de 28 años, a estas alturas es la favorita de muchos, incluyendo al director François Ozon. Él la ha tenido bajo sus órdenes en tres cintas: Gouttes d’eau sur pierres brûlantes (2000), 8 femmes (2002) y Swimming Pool (2003), donde ella aparece siempre con su turbadora belleza, ya sea como femme fatale o con apariencia inocente. Siguiendo este último tipo de roles incluso llegó a hacer de la pequeña hada Tink en una versión de Peter Pan (2003). Más recientemente, Alfonso Cuarón la dirigió en el corto “Parc Monceau”, como parte del colectivo Paris, je t’aime. Esa es Ludivine.

Swimming Pool

Ludivine Sagnier

Ludivine Sagnier