Where The Wild Things Are, la nueva película de Spike Jonze en la dirección, viene ocasionando más problemas de los que pensaba su realizador. Originalmente se había anunciado el estreno para la primera semana octubre del 2008, aunque la Warner Brothers tenía su dudas con respecto a la labor de Jonze, quien estaba transformando la historia apta para todos en un espectáculo poco “digerible para toda la familia”. En estas últimas semanas, el conflicto ha llegado a tal punto que, sin mediar más detalles, el estudio ha decidido trasladar la fecha hasta el 17 de octubre del 2009. Por supuesto, todo esto implicaría volver a editar o tal vez volver a rodar la cinta. Lamentable noticia especialmente por el divertido Jonze, a quien parace haberle salpicado algo del aura de Terry Gilliam. A estar atentos con lo que suceda a partir de ahora.

spike jonze

Spike ya sin Sofía y tal vez sin película

(Vía Cinematical)