Bienvenidos a Zombieland (2009)

Zombieland

Happy Meal

Hay miles de personas cuyo debate vital no es la rampante crisis económica, ni la degradación de la especie política, ni las causas y motivos que se esconden detrás de cada guerra, ni la falta de ideas para solucionar la crisis general que sufre una sociedad que va alarmantemente en aumento usando de los cada vez menos recursos naturales. No. El debate, el foro, con el que muchos se evaden, y no sin razón, vistas las miserias hipócritas de una sociedad en descomposición, es el de si los zombies deben moverse rápido o lentamente, si están muertos, qué hacen para correr una vez el “rigor mortis” se ha apoderado del cuerpo. Cuestiones imprescindibles para los millones de fanáticos y entusiastas de este subgénero cinematográfico. Así lo explica un novel director estadounidense, Ruben Fleischer, quien con su primera película, Bienvenidos a Zombieland, ha arrasado en las taquillas del todo el planeta el pasado final de año. Recién caído del mundo de la publicidad y los videos musicales, Fleischer, ganador del premio del público en el último Festival de Sitges, ha conseguido que me entusiasme con una de zombies como no lo hacía desde las de George A. Romero, posiblemente el inventor del género, con perdón de Richard Matheson.

A la espera del ultimísimo Robin Hood/Russel Crowe, vuestra crítica favorita ha optado este fin de semana por mantita, chuches y estreno dvd de luxe. Toda una fiesta de zombies que, francamente, vista la gelatinosa cartelera de cine (en España) ha sido todo un acierto pasar al plan B, la pantalla mediana, en dvd o Blu-ray. Y es que Bienvenidos a Zombieland es una de las mejores comedias, inscrita dentro de la llamada nueva comedia americana, que veo en mucho tiempo. De hecho la opera prima de este realizador de Washington DC es una revisión postmoderna del género zombie-terror/cómico dotada de un equilibrado fluir entre lo narrativo, el casting, el ritmo, los efectos visuales y el timing del gag, además de contar con uno de los ases esenciales en este tipo de arriesgadas películas -que pretenden además de gustar a los fans del género, también a los no aficionados al zombismo-, un guión inteligente. ¿Se puede pedir más?

Me pregunto si esta mezcla de comicidades se debe a la valentía de los productores, el acertado visionario del director con el guión, o los responsables del casting por haber escogido una pareja con tanta química como la joven promesa Jesse Eisenberg y el único y talentoso Woody Harrelson. Sin olvidarnos de las dos chicas, Emma Stone y Abigail Breslin, con las que forman un cuarteto de desconfiados solitarios, supervivientes en una tierra devastada, vacía, destruida y a merced de zombies caníbales, contra los que conviene seguir una larga lista de 48 reglas para llegar sano y salvo a aquella parte del país que creen menos infectada. Resumiendo, nos encontramos de frente, y desde los primeros planos, dentro de una roadmovie, muy al estilo de la reciente estrenada The Road, pero sin el peso dramático de ésta, y con mucha enérgica ironía, además de un humor ácido, gamberro y surrealista a veces.

Zombieland

A poco que recordemos, las influencias de Fleischer (“Un hombre lobo americano en Londres”, “La noche de los muertos vivientes”, 28 días después, o “Zombies Party”) se dejan saborear sutilmente, por lo tanto tenemos muchas películas en una.

Inicialmente pensada como episodio piloto para la televisión, Bienvenidos a Zombieland acabó convirtiéndose en un largometraje cuyo televisivo final abierto el realizador cerró ingeniosamente mediante el punto culminante en un parque de atracciones nocturno. No, no me olvido de mencionar la aparición estelar de un Bill Murray que se ríe de sí mismo como sólo él sabe hacerlo.

¿Qué no tienen suficientes razones? Frases como “Eres como un robot fastidiapolvos desarrollado en un puto laboratorio secreto del Gobierno” levantan cualquier día marrón oscuro, y alimentan la esperanza de que todavía se puede hacer buena comedia en la Twilight zone comercial del cine.
Atención a los contenidos extras, especialmente jugosos son los varios trailers confeccionados con la pareja Columbus-Eisenberg/Tallahassee-Harrelson respondiendo a cuestiones sobre la película enviadas por los espectadores, en adición del making of, escenas eliminadas, efectos visuales y la creación de los diversos escenarios, desde la tienda indica, el supermercado, los paisajes urbanos desolados, o el parque de atracciones. Un pack de lo más nutritivo que estamos seguros le hacen llover ofertas hoy día a su director.

Bienvenidos a ZombielandZombieland. Dir: Ruben Fleischer | 88 min. | EE.UU.

Intérpretes: Woody Harrelson (Tallahassee), Jesse Eisenberg (Columbus), Emma Stone (Wichita), Abigail Breslin (Little Rock), Bill Murray (él mismo), Amber Heard (406).

Estreno en España: 25 de diciembre de 2009
Estreno en Perú: 1 de enero de 2010

Ella, de Francisco Lombardi
Artículo anterior
Tráiler de "Ella" de Francisco Lombardi
Artículo siguiente
Convocatoria "Muestra en Digital" del Festival de Lima 2010

2 comentarios

  1. Carlos
    13 de mayo de 2010 at 12:28 — Responder

    “¿Bienvenidos a Zombieland?” ¿Será que España tiene los peores re-tituladores del mundo? ¡¡¡No sigan masacrando los títulos así por favor!!!

    Un par de perlas para el recuerdo:

    Die hard (Duro de matar) = La jungla de cristal (WTF?)
    The sound of music (La novicia rebelde) = Sonrisas y lágrimas (¿?)

    y un largo etcétera………….

  2. […] cabo por un bombón inglés, Aaron Johnson. El chico de instituto, como Columbus/Jesse Eisenberg de Zombieland, es más bien un chaval (resultón añadimos) que pasa un tanto desapercibido entre todos sus […]

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

Bienvenidos a Zombieland (2009)