The New World en el Festival de Mar del Plata

Festival de Mar del PlataLa mañana del jueves 16 comenzó de forma mágica. En los pasillos de la sala de prensa me encontré con Jonathan Rosenbaum, prestigioso crítico norteamericano, encargado de la sección de cine del Chicago Readers. Ex-habitue del BAFICI (dice que no viene porque ya no es lo mismo, aunque admite que sus percepciones del actual BAFICI son por comentarios de gente cercana al ex director del festival), Rosenbaum es además el mayor especialista del mundo sobre la obra de Orson Welles. Entre otras cosas editó el libro “This is Orson Welles” (Biblia sobre Welles, compuesta por extensas entrevistas realizadas por el también cineasta Peter Bogdanovich) y participó en la restauración de Touch of Evil a la visión expresada por Welles en un manuscrito.

La oportunidad del encuentro me permitió consultarle sobre la próxima edición de Mr. Arkadin (seguramente el film más mutilado por los productores de Welles) en una edición con bastante material extra que editará Criterion bajo el título de “The Complete Mr. Arkadin”. Rosenbaum contó que el participa aportando comentarios en un canal de audio adicional, en una edición de 3 DVDs que el considera un tanto desmesurada. Al consultarle si cree si esta versión podrá ser considerada como la “definitiva”, él afirmó que no, y que incluso es menos fiel a la visión de Welles, ya que la clave del cine es la edición, al incluir todo lo que se encontró filmado se está faltando a la fidelidad del autor.

Al ser consultado sobre si finalmente se estrenará The Other Side of the Wind, obra de Welles terminada de filmar pero nunca estrenada, Rosenbaum dijo que como todos los seguidores de Welles sueña con que ello se de finalmente algún día, pero que aún no se firmaron los contratos definitivos para se pueda avanzar en ello. Comentó que hay interés de varias productoras, pero Peter Bogdanovich (quien aparece en el film como actor, junto a John Huston y Claude Chabrol, entre otros) desea tener el corte final sobre la película.

Q'orianka Kilcher - The New WorldPor la tarde, finalmente pude ver uno de los filmes más esperados del festival, The New World. Si bien se estrena comercialmente dentro de unos días, la ansiedad de ver el nuevo film del genial Terrence Malick fue enorme. (En la foto, Q’orianka Kilcher protagonista del film).

Autor de tres film perfectos (Badlands, Days of Heaven y The Thin Red Line) en más de 30 años, Malick es una de las mayores leyendas del cine contemporáneo, seguramente el mayor filósofo de la belleza del mundo.

Hipnótico, el film es de una hermosura visual inconmesurable, tranquilamente nos podríamos detener en cualquiera de sus cuadros y tendríamos una foto maravillosa. Narrada en coral voz en off -recurso bastardeado si los hay, pero que en manos magistrales como las de Malick puede lograr una intensidad abrumadora-, el film nos cuenta sobre la conquista de America por parte de colonizadores ingleses, pero centrándose en los psicológico y emotivo, aportándole un aire fresco y renovador a un tema harto recorrido. Si bien el film muestra en su primera mitad una visión apocalíptica del confrontamiento entre la belleza natural del mundo nativa y el decadente y enviciado mundo europeo, en la segunda parte se aparta de lo convencional y políticamente bien aceptado, para mostrar una posición cercana al optimismo con respecto al resultado del cruce de dos civilizaciones muy distintas. Esto último seguramente resultará un tanto irritante para posiciones radicalizadas, tanto de una posición como otra. De todas formas el film es de los que requieren varias visiones para poder ir captando más y más su poesía y visión del mundo y la vida.

Luego, la intuición (esa que lo lleva a uno a tener que sufrir con obras intragables y a veces a hacer grandes descubrimientos) me llevó a sugerir-insistir en ver la película Play, film chileno enmarcado en lo que se podría catalogar bastante arbitrariamente como “Nuevo Cine Chileno”. Alejado del costumbrismo y la comedia pavota que otrora caracterizaba a un porcentaje importante del cine chileno, la ópera prima de Alicia Scherson es una fresca y original comedia, sobrevolando la soledad en la urbe como tema central.
Si bien algunas decisiones de edición en los primeros minutos del film pueden afectar la obra como una totalidad, la película toma vuelo al punto de lograr escenas de brillante resolución.

Finalmente, mientras que mi amigo Diego fue a ver un film sobre la escena electrónica alemana (que recomendó, pero con objeciones), con Mariela fuimos a ver una interesante actividad paralela a la programación oficial del festival. En un boliche de estilo tan elegante como frío, se armó un proyecto que generó sus expectativas. El mismo consistía en una musicalización en vivo de un film paradigmático del nuevo cine argentino, Los muertos de Lisandro Alonso. Dicha musicalización estuvo a cargo de la banda Jackson Souvenirs, liderada por Javier Diz (crítico y editor de la edición argentina de Los Inrockuptibles) y Norman McLoughlin. Si bien el espectáculo tuvo sus picos emotivos, la desconexión entre las imágenes y la música jugaron en contra del show en su conjunto, aunque por separado ambos fueron destacables. La hermosa vista al mar en la noche, sin embargo proponía una nueva posibilidad de apropiación, la cual se ajustaba más a la música de los Jackson.

Sebastián Santillán

Enlace relacionado:

Artículo anterior
Razones para el exxxilio en el Cinematógrafo
Artículo siguiente
AXN Film Festival 2006

Comenta

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

The New World en el Festival de Mar del Plata