“El embajador y yo”, un soundtrack redescubierto del cine peruano

el-embajador-y-yo.jpg

No son muchas las películas peruanas cuya banda sonora ha sido objeto de lanzamiento comercial para el disfrute de cualquier melómano o aficionado. Tenemos los soundtracks colectivos de Ciudad de M y Un día sin sexo, o la música de Selma Mutal para Madeinusa que sólo se consigue vía Internet. Las canciones que escuchamos en cintas como Gregorio, Todos somos estrellas o No se lo digas a nadie figuran en las grabaciones de sus respectivos intérpretes.

Entre las destacadas, las composiciones que realizaron para el cine Irene Vivanco (El destino no tiene favoritos, El bien esquivo, Paloma de papel), el español Bernardo Bonezzi (La boca del lobo), o Enrique Pinilla -quien compuso la música de casi toda la obra fílmica de Armando Robles Godoy (En la selva no hay estrellas, La muralla verde, Espejismo)- no se encuentran disponibles.

jaime-delgado-aparicio.jpgPor ello resulta curioso encontrar en la red rarezas como el score completo de un filme como El embajador y yo. Su autor fue el músico y director de orquesta Jaime Delgado Aparicio, considerado uno de los cultores y difusores del jazz en el Perú. Este disco se convirtió en su tercera grabación. El soundtrack combina cortes de jazz band, baladas y temas de surf rock, y destaca por su exotismo elegante y cool. Hace unos años el sello indie Vampisoul redescubrió y relanzó el disco con cinco temas adicionales, siendo recibido con elogios por la crítica especializada.

Dirigida por el argentino Óscar Kantor en 1968, El embajador y yo fue una de las tantas películas que se rodaron en Perú en aquella época (Operación ñongos, Nemesio, Interpol llamando a Lima, entre otras) aupándose en la popularidad de las estrellas televisivas del momento. El conductor de programas de concurso Kiko Ledgard fue una de ellas, y produjo y estelarizó esta comedia de espías que transcurre en locaciones de una Lima en pleno furor modernista.

La música de El embajador y yo se puede descargar en este enlace, link compartido en el blog de Arturo Vigil, el periodista y editor de Sótano Beat, quien también escribe en extenso sobre el tema en el último número de esta revista dedicada al rescate de rarezas y joyas desconocidas del cancionero pop rock peruano de los años 60 y 70.

Extra: En YouTube pueden ver una presentación en vivo del maestro Jaime Delgado Aparicio y su orquesta interpretando “Hello Dolly”, con apariciones de la cantante Roxana Valdivieso y el animador de TV Pablo de Madalengoitia.

Artículo anterior
"Climas" será la ópera prima de Enrica Pérez
Artículo siguiente
Daniel Burman habla de su nuevo filme "El nido vacío"

6 comentarios

  1. Carlos
    26 de marzo de 2008 at 13:34 — Responder

    En Phantom se puede comprara el de MADEINUSA…..

  2. Luis
    27 de marzo de 2008 at 14:52 — Responder

    Muy buen dato. Lo baje y estoy escuchandolo.El disco de Delgado es elegante, sobrio, tan sesentas. Buen jazz. Gracias Jaime!!!!

  3. Luis
    27 de marzo de 2008 at 15:13 — Responder

    Ahora que lo veo: Trilogia tragica en este film. Patricia trunca su vida en un accidente de aviacion, Kiko cae de un segundo piso y fallece poco despues y finalmente Jaime se suicida. Extraño y sorprendente.Me sigue gustando el disco.

  4. Rodrigo Portales
    27 de marzo de 2008 at 18:03 — Responder

    Luis, curioso comentario el que nos dejas. Así es, la bella Patricia Aspíllaga (que aparece en la foto y que debutó en el cine con esta película) tampoco pudo librarse de la fatalidad. En 1981 el avión en el que viajaba con su esposo se estrelló, muriendo él y quedando ella parapléjica, lo que truncó para siempre su prometedora carrera como actriz en México donde hizo cine y telenovelas y actuó con grandes como Anthony Quinn y Pedro Armendáriz.

  5. Rodrigo Portales
    27 de marzo de 2008 at 18:17 — Responder

    Carlos, gracias por el dato. Así es, el catálogo de la página de Phantom ofrece además del OST de Madeinusa, los de Piratas del Callao y Un día sin sexo, para los interesados.

  6. PIPIRRATA
    25 de agosto de 2008 at 13:05 — Responder

    Viva la piraterìa carajo!!!

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

“El embajador y yo”, un soundtrack redescubierto del cine peruano