Zona de miedo | En tierra hostil (2008)

The hurt locker

Astronautas en tierra

Con The Hurt Locker, (adosado el título en castellano “En tierra hostil”) Kathryn Bigelow no nos da tregua. No la da ni para la mediocridad comercial, ni para el estatus de estrellas intocables, ni para depender de productoras que coartan el poder creativo. Ella pasa de esos pagos, y ha tenido suerte, porque la Academia de los premios más comerciales parece posar el objetivo, últimamente, en la calidad, sino que se lo digan a los hermanos Coen, que aún mirarán el Oscar como si fuera una ilusión óptica.

Como mujer me enorgullece que Bigelow haya acaparado 6 Oscars (Mejor película, dirección, guión, sonido y efectos sonoros) por un trabajo que en sus inicios probablemente no esperaba cosechar tanto éxito de crítica. Desde su presentación en el Festival de Venecia 2008, la novena película (en una carrera de 28 años) de la realizadora estadounidense de 59 años ha roto con el mito de que cine independiente es igual a salas vacíos y ausencia de premios, los Oscar entre ellos.

En realidad si uno se rodea de un potente lobby que publicite el proyecto, hay un buen camino conseguido. Siempre y cuando ese paquete carezca de estructura de cartón piedra. The Hurt Locker es cine independiente, cine con hechuras solemnes que te dejan pegado a la butaca sin distracción posible, cine con emociones, cine que revivifica las retinas, cine con discurso a pesar de su exiguo diálogo, cine de fragilidad poética, cine de verdad.

No voy a entrar en cuestiones sobre si el hecho de ser mujer le confiere a Bigelow una mirada especial a la hora de abordar una película de combate. Quizá sí, en el sentido de humanizar a los soldados, como ella misma afirma en más de una entrevista. En todo caso, la calidad de la obra no se mide por el género, más bien por el metódico trabajo, la experiencia, el equipo de que te rodees, la fortaleza para lidiar con lo que haga falta, y sobre todo oler un buen material de trabajo. La ambición por crear, tal vez.

Estoy segura que Bigelow no hizo una película para ganar un Oscar, no con esa intención. Por eso le salió redonda. Por eso es excelente. Sin embargo no posee esta realizadora un curriculum exitoso, lo que le da un plus de credibilidad. “Le llaman Bodhi” tiene sus momentos, “K-19:The Widowmaker” su controversia, o “Strange Days” un estilo visual convertido en culto, pero sin éxito en taquilla. Es una realizadora que va a su aire, y filma lo que le interesa, con un total control creativo y decisivo sobre todo lo que concierne a su cine: filmación, montaje, o actores, siendo esto último algo sobre lo que no capitula nunca. Y eso hace diferente su dirección. La convierte en una cineasta muy peculiar.

The hurt locker

No podía pasar por alto el comentario de este extraordinario film, más que por sus premios, por su exquisita arquitectura fílmica e intensa autenticidad. Estamos ante un western, un duelo entre guerreros a distancia, con la mirada escrutadora en medio de un calor sofocante, y con la posibilidad de morir al instante, es más, con la posibilidad de desaparecer en la nada de la explosión. Estamos confrontados ante la mirada de héroes antihéroes, del héroe que no puede evitar serlo por su desesperada búsqueda de adrenalina, por su adicción a la acción. Estamos ante un solitario soldado, un voluntario desactivador de bombas, James (Jeremy Renner, para quien la guerra es una salvación momentánea, hasta la próxima guerra. Rodada con un estilo documental, con cámara al hombro, y al mismo tiempo con extrema cadencia, lo que da al conjunto unas dosis de tensión casi hiriente al espectador que contiene la respiración con cada paso del soldado en su aparatoso traje ignífugo.

Rompiendo el esquema de actores conocidos por delante, la atípica realizadora pone Nombres en papeles de reparto que desaparecen pronto, dando primacía al guión y a estupendos actores más secundarios en el panorama del star system. Con cuatro cámaras rodando simultáneamente, la combinación de detalles visuales es provocadora, así como el comienzo del film. Éste, todo un logro con el que el espectador ya está comprado.

En tierra hostilThe Hurt Locker. Dir. Kathryn Bigelow | 131 min. | EE.UU.

Intérpretes: Jeremy Renner (sargento William James), Anthony Mackie (sargento J.T. Sanborn), Brian Geraghty (Owen Eldridge), Ralph Fiennes (Jefe de equipo), Guy Pearce (sargento Matt Thompson), David Morse (coronel Reed), Evangeline Lilly (Connie James), Christian Camargo (coronel John Cambridge).

Estreno en España: 29 de enero de 2010.

Estreno en Perú: 18 de febrero de 2010.

Princess Kaiulani
Artículo anterior
Princess Kaiulani, Q'Orianka Kilcher hawaiana
cine peruano debate indie
Artículo siguiente
Cine Peruano en debate: ¿Existe el Cine independiente en el Perú?

1 comentario

  1. […] cine gringo en Irak sigue gustando (las últimas En el valle de Elah y La zona del miedo lo demuestran). Esta podría mantener la racha. Los nombres dados dan buen […]

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

Zona de miedo | En tierra hostil (2008)