El Frankenstein de Edison, cumple un siglo

Frankenstein

“Se ha intentado eliminar con cuidado todas las situaciones realmente repulsivas y concentrarse sobre los problemas místicos y psicológicos que se hallan en este asombroso relato”.
Nota pública de la Edison Film Company

Frankenstein en el cine cumple 100 años. La primera de las versiones de la novela de 1818 de Mary Shelley, “Frankenstein o el moderno Prometeo”, se rodó en Edison Studios, del Bronx, New York, bajo la dirección del autodenominado “el primer director de cine” J. Searle Dawley en 1910. Esta primera película del monstruo es conocida como El Frankenstein de Edison.

Esta libre versión de la novela se rodó en tres días a puros planos generales y cámara fija para su visión en el Kinetoscopio. Victor Frankenstein, el científico que dio vida al monstruo en la literatura, da la impresión de ser un mago en esta película, utilizando una caldera para crear a su obra maestra con algunos recursos de alquimista. Esto debido a lo sorprendente que podía resultar para la época ensamblar un cuerpo por partes.

Esta película durante muchos años se creyó perdida, hasta que en 1963 fue recién notada, por su descripción e imágenes, en el catálogo de Edison. Aún así fue hasta mediados de los 70 que se dio a conocer muy mal conservada, pues desde 1910 no había recibido tratamiento de preservación. El excéntrico coleccionista Alois F. Dettlaff guardaba una copia en 35mm, que es la que se pudo ver en su momento.

Charles Ogle, actor prolífico que protagonizó más de 300 “silentes”, quedó en la historia como el primer monstruo de Frankenstein, manteniéndose en vigencia año a año gracias a que presta su nombre a la Mejor Producción de Audio de Fantasía, Horror y Misterio: los Ogle Awards, premio patrocinado por la American Society for Science Fiction Audio. Sus compañeros de reparto Augustus Phillips (Dr. Victor Frankenstein) y Mary Fuller (Elizabeth) están hoy olvidados, aunque en la era silente ésta última tuvo una muy breve popularidad equiparable a Lilian Gish y Mary Pickford.

El Frankenstein de Edison era una más de la treintena de películas que el estudio distribuía a la semana. Estaba programada para exhibirse por corto periodo, retornar al estudio y ser destruida. Pocas copias sobrevivieron en medio siglo de olvido y ahora la película puede verse sin restricciones. Muchas otras joyas históricas corrieron menos suerte que ésta, de las que ahora no se tiene registro alguno.

La primera semana en cartelera de El Frankenstein de Edison fue del 11 al 18 de marzo de 1910. Sus 100 años están recién cumplidos, por eso el recuerdo.

Después de tanto dato, literalmente, el filme del siglo:

Artículo anterior
"Green Zone", Matt Damon destacado en Irak
Octubre Pilaga
Artículo siguiente
BAFICI 2010: Octubre Pilagá

Comenta

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Back
COMPARTIR

El Frankenstein de Edison, cumple un siglo