A Tarata le va bien en la taquilla y eso es positivo más allá de su propuesta. Pero hay otra película en cartelera, escondida, con poca publicidad y exhibida exclusivamente en locales de la cadena Cinemark, que debe verse en estos días. Se trata de The Visitor, segundo largometraje de Tom McCarthy, una mirada aguda al escenario de desconfianza y tensión post 11-S en Estados Unidos respecto de la migración. Una pareja de africanos ilegales que, en medio de la zozobra de ser descubiertos, busca salir adelante precisamente en New York, entabla estrecha relación con Walter Vale, un académico aburrido de la rutina de cátedras y ponencias desarrolladas en piloto automático que siente rejuvenecerse en el camino. Estrenada como Una visita inesperada, la cinta tiene varios puntos fuertes, y uno de ellos es el entrañable retrato del excelente Richard Jenkins, quien fue nominado al Oscar a mejor actor por este rol. Distribuye Índigo Films, una empresa de reciente creación. Vean el tráiler: