Super High MeMira qué sorpresas se da uno revisando IMDB. Quizá este nuevo documental haya sido una consecuencia que el propio Morgan Spurlock no previó cuando en el 2004 presentó el suyo, Super size me. Lo que comenzó como una broma alusiva al documental de Spurlock, terminó en otra nueva película, dado que el comediante Doug Benson (ganador del dudoso galardón de Stoner of The Year en 2006), decidió hacer su versión, aunque con un tema más que controversial: Super High Me, en el que el objeto de consumo será la marihuana: el comediante se ofreció a fumar sin parar durante un mes registrando todo en video. Con este film, Benson y el director Michael Blieden tratan de explorar la actual situación de la marihuana medicinal en el estado de California (demarcación muy conocida por sus excesos), resaltando el enfrentamiento que existe entre las leyes federales y estatales versus el crecimiento explosivo de la marihuana medicinal en Los Angeles durante estos 2 últimos años.

En la primera parte, un sacrificado Doug nos muestra cómo es la vida sin marihuana por 30 días. Mientras el necesario proceso de desintoxicacion transcurre (para poder entender cómo la yerba luego afectará su organismo) el comediante nos da tips “informativos” de cómo es posible comprar en Los Ángeles drogas legalmente. Si uno tiene una receta médica (da muchas opciones bien fáciles para conseguirlas) puede ir a Los Angeles y conseguir su dosis a gusto del cliente (cantidad y calidad). Por si no fuera poco, su pata Sarah Silverman también hace un cameo. Ya luego, el propio Doug se encarga de transformarse en una verdadera chimenea humana. Choprove.

Según algunos críticos, Benson es más divertido cuando está sano que cuando está “high”. Conocemos a varios así. Termina de convencerte con el tráiler: